Alimentación en bebes de 6 meses a un año

Se presentan consejos e indicacioes sobre la manera de introducir a los niños menores de 1 año a comidas y sabores diferentes a la leche materna y a la leche formulada. Alimentación en bebes de 6 meses a un año

Es importante seguir alimentando al bebé con leche materna o con leche formulada de 3 a 5 veces por día. Es importante tener presente que por ejemplo, la Academia Estadounidense de Pediatría no recomienda la leche de vaca para niños menores de un año.

El bebé comenzará a tomar menos fórmula o leche materna una vez que los alimentos sólidos se conviertan en una fuente de nutrición, así que una vez que haya probado varios cereales, puede introducirlo a compotas y verduras.

  • Con respecto a las compotas y las verduras, introduzca una a la vez y espere dos a tres días entre ellas para ver si produce alguna reacción alérgica.
  • Empiece con vegetales corrientes como arvejas, papas, zanahorias, batatas, calabacín, habichuelas, remolacha; y frutas comunes como banano, compota de manzana, albaricoques, peras, duraznos y melón.
  • Algunos nutricionistas recomiendan introducir unas pocas verduras antes de las frutas, porque el dulce de las frutas puede hacer que una comida menos dulce como las verduras sea menos atractiva.
  • Suministre porciones que contengan de 2 a 3 cucharadas de frutas y verduras, más o menos 4 porciones diarias.

Las porciones de frutas y verduras por día deben estar entre dos cucharadas y dos tazas, dependiendo del gusto del niño por ellas y la talla que ya ostente.

En algunos casos es recomendable para el niño que se le pongan pequeñas cantidades de comida en las manos, pero siempre evite los alimentos que estén en trozos duros, como el caso de la manzana, uvas, perros calientes, salchichas, mantequilla de maní, palomitas de maíz, nueces, granos, dulces redondos y pedazos duros de verduras crudas que pueden ahogar al niño.

Pero lo más recomendable es por ejemplo poner en las manos del niño verduras blandas cocidas, las frutas lavadas y peladas, las galletas integrales, las tostadas delgadas y los tallarines. Tampoco se recomiendan las comidas saladas o azucaradas.

Cuando el bebe entra en el periodo entro los 8 a 12 meses de edad, ya está listo para comenzar a ingerir carne la cual puede ser desmechada o finamente picada. En muchos casos se recomienda que los bebes comiencen a consumir carne a los 8 meses porque cuando las reservas de hierro comienzan a fallar, además la leche materna no es rica en hierro, por lo que es importante el ingreso de carnes al menú del bebe.

Como se hizo con las compotas de frutas y verduras, solo introduzca un sabor por semana, sucede con otros alimentos, ofrézcale en porciones de 3 ó 4 cucharadas, usando carne molida o finamente picada, salchichas o carne desmechada. Los tamaños de las porciones de frutas y verduras aumentan de 3 a 4 cucharadas, cuatro veces al día. Los huevos se pueden suministrar de 3 a 4 veces por semana, pero sólo la yema hasta cuando el bebé cumpla un año, pues algunos niños son sensibles a la clara de los huevos.

Añadir un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Blue Captcha Image Refrescar

*